Ads 468x60px

16 de septiembre de 2013

Relaxing cup of café


La frase del título de esta entrada parece ser que está dando mucho juego, es una frase que no se olvidará durante años y que incluso ha dado para varias canciones. La anécdota ocurrida durante la candidatura de los Juegos Olímpicos 2020 por Ana Botella creo que refleja la realidad de los españoles con los idiomas, independientemente de la situación de cada uno, ya sea estudiante o trabajador, veo que nos falta mucho estudio y esfuerzo para alcanzar el nivel de idiomas que tienen otros países. Esto lo veo muy de cerca entre amigos y compañeros que hemos finalizado la carrera sin estudiar idiomas, y ahora cuando hay que enfrentarse a los idiomas en otros países lo vemos muy complicado.

Al ser una asignatura pendiente, en septiembre del año pasado obtuve el certificado B1 en el idioma Inglés por la Escuela Oficial de Idiomas (EOI), el cual indica que he alcanzado el umbral que me permite comprender textos y tratar cuestiones conocidas, además de saber desenvolverme en la mayor parte de situaciones. Por supuesto, este año continué estudiando la lengua y esta semana aprobé el quinto curso de la EOI, por lo que si mantengo mi rutina de estudio podría llegar al nivel B2 para el próximo curso. Al igual que el nivel B1, para alcanzar el nivel B2 es necesario aprobar dos cursos de la Escuela, así que tan solo me queda un año para llegar al nivel avanzado, o como también lo llaman en Cambridge el nivel First (FCE).

 
Lógicamente este curso ha sido más complicado, sin embargo ha sido muy satisfactorio ya que he aprendido muchas más estructuras gramaticales, además de quitarse el miedo a hablar en inglés, ya he asumido que para mejorar es necesario fallar al hablar. También en este nivel se comienza a no pensar en español para traducirlo posteriormente a inglés, es decir, se piensa y habla en inglés directamente. En clase veo que la mayoría de alumnos nos desenvolvemos peor en las habilidades de hablar y escribir, mientras que escuchar y leer suelen ser las más fáciles. Para mí, escribir es más complicado que hablar, ya que las faltas de ortografía restan mucha puntuación sobre la nota del examen. Sin embargo la pronunciación sigue siendo una nota pendiente ya que los extremeños tendemos a no pronunciar la letra “s” y esto se nota mucho al hablar un idioma como el inglés.

Por otro lado veo que los chicos y chicas de los institutos, además de las Universidades, están viendo la importancia de estudiar idiomas, ya que hay alumnos en mi clase con 16 años que tienen muy buen nivel, además de que con la incorporación de los títulos de Grado en las Universidades, se ha comenzado a exigir el nivel B1 para obtener el título universitario. En definitiva, estoy seguro que en 10 años tendremos presidentes y alcaldes con un nivel de idiomas que nada tiene que ver con el actual.

¿Qué opináis vosotros? ¿son importante los idiomas en vuestro día a día?

0 comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Entradas populares